LA BELLEZA Y EL AYURVEDA

 

Hay toda una ciencia en el Ayurveda con textos y pliegos que relatan miles de fórmulas, conocimientos y trucos para embellecer.......
Esta ciencia abarca remedios que tratan la piel de la cara, del cuerpo, las manos, los pies, el pelo, los ojos,... pero en cada caso siempre se insiste en el mismo concepto:

"LA BELLEZA ES EL RESULTADO DE LA SALUD".

En Ayurveda  se considera que las personas que practican de un modo extremo alguna técnica como musculación, halterofilia, dietas de adelgazamiento con gran pérdida de peso, cirugías estéticas superficiales (no reparadoras) y similares, son personas enfermas. Su cuerpo, su aspecto, su energía, no es el resultado de la salud, el equilibrio y el bienestar personal, si no de la obsesión y la enfermedad. 

Estas personas someten a su organismo a grandes castigos que no puede traer un resultado armónico y pacífico si no que son el reflejo de un gran sufrimiento interno, de una lucha personal. 

La piel, los músculos, la digestión, los órganos internos ( hígado, riñón, estómago, etc), están muchas veces al límite de sus funciones para conseguir resultados aparentemente estéticos. 

Entonces, la belleza real según la medicina Ayurveda va a ser siempre el reflejo de las prácticas saludables, el amor, el equilibrio, las rutinas diarias curativas y los cuidados específicos para cada persona. No será tan importante que seamos más o menos simétricos, el color de nuestra piel, nuestra altura o peso, si no que con cada forma, óvalo o textura, la belleza va a poder ser reflectida inevitablemente.

Si nos fijamos por ejemplo en la cara:

Un poro dilatado y una piel grasa: indicará que tenemos tendencia a acumular toxinas y sería conveniente de cuando en vez hacer un Rasayana (rejuvenecimiento) de nuestros pulmones y sistema respiratorio.

Un poro cerrado y una piel seca: indicará que no estamos muy bien hidratados internamente y nuestra tendencia es a envejecer antes. Indica presencia del elemento aire y es aconsejable hacer un rejuvenecimiento de cuando en vez del sistema genito-urinario y óseo. 

Un poro dilatado medio y una piel pigmentada y sensible con tendencia a rojeces: indicará que tenemos un exceso de acidez orgánica y sería conveniente rejuvenecer el tracto gastro-intestinal.

Si observamos grietas en los talones, cosa que con la edad se va produciendo con mayor frecuencia, tendremos que valorar los nutrientes que tomamos y como los estamos a asimilar, ya que a su vez, probablemente tenemos un nivel hormonal algo más reducido que hace unos anos. Hay que hidratarse correctamente y hacer un rasayana general. Es muy eficaz aplicar aceite de ricino en los talones todas las noches, ya que recupera el tejido do talón y suaviza la piel. 

La piel es un paisaje complejo y lleno de información, un órgano extenso de gran superficie, que según la teoría de los puntos Marma (puntos secretos y energéticos situados en lugares estratégicos del cuerpo), la piel es el punto Marma número 108. 

Significa que existen 107 puntos vitales y la piel se considera un punto Marma más, ya que actúa como vehículo y zona bioenergética, sea cual sea el área en la que actuemos (aplicando una sustancia, apretando, friccionando, calentando, etc.).

La piel forma parte del sistema inmune (Ojas) y la termorregulación (Pitta). Para el cuerpo por lo tanto, es importante sentir los estímulos térmicos que se reciben a través de la piel. 

De manera natural y estacional, estos estímulos van cambiando y el organismo readapta su información y homeostasis para mantener el equilibrio y manejar bien las defensas. 

Por ejemplo, cuando sentimos que hace frío o lo sospechamos desde casa viendo la lluvia, el movimiento de los árboles que produce el viento, o sentimos una brisa que viene del mar, cuando estamos sentados una tarde en una terraza... rápidamente nos abrigamos y nos cubrimos con todo tipo de ropa que nos aísla del exterior. 

Esto no es conveniente. Al cuerpo hay que dejarle un pequeño margen de reacción para que genere sus mecanismos naturales de fortalecimiento. ¿Y esto cómo se consigue? Pues permitiendo que aparezca el primer escalofrío, esa piel de gallina o ese estornudo que son los pilares de inicio de una reacción corporal termorreguladora y mecánica de construcción de defensas. A partir de ahí, podemos abrigarnos y movernos o tomar un caldo calentito, pero debemos permitir que eses segundos de estimulación y reacción al medio externo ocurran. Si no lo hacemos y pasamos toda la vida adelantándonos a las reacciones naturales, los sensores corporales se atrofian y nos debilitamos. 

Según el Ayurveda y las medicinas orientales en general, las funciones programadas en el cuerpo deben tener  su tiempo y su espacio, es decir, deben hacer su función. Hay todo un circuito programado que va desde el estímulo que sigue un camino de ida y vuelta en el siguiente recorrido:

estímulo-órgano receptor-nervio sensitivo-centro coordinador = respuesta

Todos los cambios artificiales que añadimos a nuestra vida, afectan a este circuito e a muchos más: 

De noche ponemos luz, nos estimulamos con la televisión o la radio antes de dormir, luego tomamos pastillas para dormir o para despertar e así pasamos la vida, en contra de nuestra propia naturaleza.

Otro pequeño problema que también altera  nuestra salud y nos deja bajos de protecciones es la depilación masiva a la que nos sometemos hoy en día. El vello corporal tiene una función importante según el Ayurveda tanto en la regulación térmica, como en el buen tono y salud de la piel y en el sistema inmunitario, a parte de ser una barrera de contención de colonias de bacterias, polución y sustancias diversas. 

Non hace falta depilar todo el cuerpo, los brazos por ejemplo, que tan de moda está hoy en día, ya que esto debilita y provoca desajustes en la homeostasis general. Hay unos mínimos estéticos que está bien que cumplamos por cuidado personal y de estilo en occidente, pero nos convierte en bebés y no es muy normal ni debería ser el objetivo en la edad adulta. 

La belleza Ayurveda es distinta a como la conocemos en Occidente. Occidente es una fábrica de generar prototipos iguales. Mi padre dice que cuando ve un grupo de chicas adolescentes es incapaz de distinguirlas porque son todas exactamente iguales. Pero esto en la adolescencia tendría cierto sentido de identificación y pertenencia a un grupo mientras maduramos nuestra mente..... pero ocurre también a los 30 años, ¿Verdad? 

Perdemos la capacidad de observarnos y ser los que somos sin necesidad de seguir esas pautas tan esclavizantes que nos ofrece la mercadotecnia. Se crea un prototipo y lo seguimos masivamente, perdiendo nuestra belleza natural, personalidad y mismamente la salud. 

Antes de hacer algún tratamiento de belleza, el Ayurveda recomienda que se limpie y depure el organismo, interna y externamente. Esto libera al cuerpo de toxinas acumuladas y  le da fuerza para asimilar las sustancias que luego van a ser utilizadas en la piel. 

Limpieza interna - tomar infusiones con plantas que arrastren las toxinas y tonifiquen el organismo. Infusión de jengibre por ejemplo. 

Limpieza Externa 

A- Baños nasales o "Jala Neti", con un utensilio que se llama Lota. Consigue agua templada mezclada con sal.

B- Automasaje con polvo de hierbas o Udvartana, para limpiar la piel, liberar el poro, calentar la superficie y mejorar la circulación. La mezcla de plantas además adelgaza y tonifica la energía.

C- Vahos terapéuticos o "Swedhana", para respirar y limpiar el sistema respiratorio.

D- Humos medicinales o "Doomapana", para respirar e introducir en las orejas y depurar calmando a la vez la mente.

Después de estas depuraciones,... ¡¡¡ Podremos empezar un buen tratamiento de salud o belleza!!! 

Los productos que se usan para la belleza son muy variados, pero totalmente naturales: aceites, barros, cremas, ungüentos, polvos, flores, raíces........

Por ejemplo, la piel grasa responde muy bien a cremas o aceites hechos a base de azafrán.

La piel delicada mejora y se calma con productos fabricados con rosas.

En belleza Ayurveda se pueden hacer limpiadores faciales, máscaras, despigmentantes, cremas y aceites antiarrugas, reafirmantes corporales o de pecho, tónicos, hidratantes, anticelulíticos, pastas dentales.... Un inmenso tesoro para el bienestar. 

Se considera que los productos que se aplican en la piel están tratando también el espíritu, por eso el resultado es más completo y reconfortante. 

Paralelamente a la belleza, os quiero comentar que hay una "Avaleha" o jalea especial en la medicina Ayurveda llamada Gulkand, que está hecha a base de pétalos de rosa, con tal concentración y tal procedimiento, que al tomar una cucharada, al poco tiempo se siente una calma profunda y agradable. Esta jalea se suele tomar antes de una reunión difícil donde  se deben tratar asuntos importantes. Lo que hace es calmar y refrescar la mente, evitando que los sentimientos y reacciones típicas del dosha Pitta se disparen ( sentido crítico, discusiones, ideas fijas e inamovibles, rigidez, enfado.....) y se frustre un encuentro social.

OM SHANTI.